Si estás leyendo esto es porque en algún momento te has planteado cambiar tu alimentación o crees que no llevas la vida más saludable que podrías tener, ¿verdad?

 

Pero lo primero que tenemos que analizar es, ¿la vida saludable depende de la alimentación que tengas? Realmente sí. Tu organismo necesita una serie de nutrientes para prevenir problemas en la salud y sobre todo para un desarrollo efectivo de nuestra salud física y psicológica.

 

Entonces puede que nos encontremos con la siguiente pregunta: ¿cómo lo hago para tener una correcta alimentación? Y para darte respuesta te vamos a dar dos consejos:

 

  1. Aprende a llevar una dieta variada y equilibrada

 

Los alimentos llevan una serie de nutrientes a partir de los cuales se forma nuestra dieta. Por muy positivas que sean, por ejemplo, las vitaminas, no significa que nuestra alimentación pueda estar basada únicamente en ellas. Debemos intentar que haya un equilibrio entre los diferentes tipos de nutrientes:

  • Los hidratos de carbono y las grasas aportan gran cantidad de nutrientes energéticos para nuestro cuerpo de tal forma que favorecen el bombeo de la sangre y los riegos sanguíneos por dentro de nuestro organismo, sin embargo, no debemos excedernos en su cantidad puesto que podrían colapsar nuestros vasos sanguíneos (lo que conocemos, comúnmente, como colesterol)
  • Los minerales y las vitaminas son más importantes si centramos el foco en los trastornos que pueden producirse en nuestro cuerpo. Son especialmente relevantes si, por ejemplo, vamos a realizar grandes esfuerzos o perder mucha energía, puesto que nos reponen de esos líquidos y energías gastadas.
  • Las proteínas cobran una especial función en cuanto a la protección del organismo en relación a los riesgos externos y la defensa en el tejido muscular.
  • La fibra que nos ayuda a potenciar la extracción de los residuos orgánicos del organismo.

 

  1. Aprende a limitar los excesos del día a día

 

Está claro que con llevar una dieta variada y equilibrada no es suficiente, debes tener especial cuidado con los excesos que se provocan en el día a día. Un gran número de personas no llevan una vida saludable (a pesar de ir al gimnasio y tener una buena alimentación) porque esta alimentación la complementan con caprichos que son perjudiciales para la salud, por lo que debes intentar racionarlo para saber cuántas veces puedes consumir uno de esos caprichos sin que te provoque perjuicios.

Contenidos recomendados

10 Tips para cuidar los alineadores de tu ortodoncia invisible

Para que el tratamiento de ortodoncia invisible sea realmente efectivo, es muy importante cuidar de manera adecuada los alineadores. Son varios aspectos los que se deben tener en cuenta y, para que no se te escape ninguno, te damos 10 consejos para conseguirlo:     Lo más importante es que no debes comer o beber […]

Cinco beneficios de contratar un seguro de vida

El seguro de vida se plantea como esencial para mantener protegida a la familia, principalmente en aquellos casos en que la familia depende económicamente de los ingresos de quien lo contrata. La finalidad principal de un seguro de vida es la de proteger a los hijos y/o cónyuge y reducir el impacto económico que se produce […]

Hábitos de vida sana

Ya te hemos contado en anteriores ocasiones cómo cambiar tu alimentación para tener una vida saludable, cómo sustituir el café o cómo te puede ayudar la meditación en tu día a día. Sin embargo, hoy venimos a contarte algunos hábitos para llevar una vida sana más allá de la alimentación o el descanso. La primera […]

Ver más contenidos

Síguenos también en nuestras Redes Sociales

la política de privacidad


Place your text here


Acepto la política de privacidad